fbpx

El Venerable Gueshe Kelsang Gyatso, fundador de la Nueva Tradición Kadampa (NKT-IKBU), es una persona verdaderamente notable. Nació en una aldea remota en lo alto de la meseta tibetana, se ordenó como monje budista a la edad de ocho años y pasó los siguientes veinte años estudiando las enseñanzas de Buda en los grandes monasterios tibetanos.

Después de concluir sus estudios y recibir el título de “Gueshe”, que significa “amigo espiritual virtuoso”, entró en una vida de meditación, en un profundo retiro, al principio, cerca de la frontera nepalí y, más tarde, en las montañas del norte de la India, donde pronto desarrolló una reputación como un gran meditador,  muchos lo consideraron como un Mahasiddha moderno.

Después de casi veinte años de retiro, en 1977, a instancias de su guía espiritual, Triyhang Doryhechang, Gueshe Kelsang aceptó amablemente una invitación del Centro de Meditación Kadampa Manjushri a viajar a Occidente y convertirse en el maestro residente en lo que entonces era un centro budista en ciernes que había adquirido recientemente Conishead Priory como su base.

Desde entonces, el Centro de Meditación Kadampa Manjushri ha sido el hogar espiritual de Gueshe Kelsang, donde ha impartido miles de enseñanzas. Muchas de estas enseñanzas han sido publicadas en 22 libros muy aclamados sobre budismo y meditación, incluido uno de sus último títulos, “Las instrucciones Orales del Mahamudra“.

Gueshe Kelsang es un gran creyente en la aplicabilidad universal de las enseñanzas de Buda y las presenta de tal manera que todos, independientemente de su nacionalidad, edad o género, pueden ponerlas en práctica en sus vidas diarias y comenzar a experimentar la verdadera paz interior. Él entiende los problemas que enfrentan las personas modernas y muestra cómo podemos resolverlos a través de métodos científicos simples enseñados por Buda. Pero aunque sus enseñanzas son extraordinariamente claras y fáciles de entender, contienen todo el linaje profundo de la antigua sabiduría que posee. La frase frecuentemente repetida de Gueshe-la, “simple, pero muy profunda” encapsula perfectamente su presentación poco común del budismo moderno.

Mientras estaba en el Centro de Meditación Kadampa Manjushri, Gueshe Kelsang diseñó y supervisó la construcción del primer Templo Kadampa para la Paz Mundial e inauguró el Proyecto Internacional de Templos con la intención de establecer instituciones budistas como los Templos en todo el mundo.

Con los años, Gueshe Kelsang ha fundado más de mil centros y grupos de meditación en más de cuarenta países, y ha establecido tres programas de estudio: el Programa General, el Programa Fundamental y el Programa de Formación de Maestros, que se imparten continuamente en estos centros.

Él ha entrenado a cientos de maestros y ha ordenado decenas de monjes y monjas, y ha transmitido un linaje completo no solo de enseñanzas y puntos de vista, sino también de oraciones, prácticas rituales, arte  y música, todo adaptado a las necesidades del mundo moderno.

Aunque ahora se ha retirado formalmente como Director Espiritual, incluso a la edad de ochenta años continúa trabajando incansablemente para difundir las preciosas enseñanzas del budismo Kadampa en todo el mundo con la intención de que todos y cada uno de los seres vivos experimenten finalmente la paz mental permanente suprema de la iluminación.